martes, 17 de enero de 2012

Pequeños detalles que valen millones

A veces, leer un pequeño folleto en la sala del ambulatorio, mientras esperas, puede estar lleno de sorpresas insospechadas.
Efectivamente, en un folleto de Navidad, lleno de gratas sorpresas, me encuentro un pequeño artículo de Mónica Alvarez, donde nos brinda, a modo de calendario de adviento, 24 de los 501 consejos o deseos para hacer con los hijos mientras aún son niños.

Y me quedo embobada. Todos ellos son pequeños detalles, aparentemente pequeños, pero tán llenos de contenido que el propio libro rebosa delicadeza; transmite ilusión y ganas de compartir y todos esos componentes ocultos, que enriquecen tanto a la familia.

Me quedo con las ganas de leerlo de un tirón y, a la vez, de ir poniendo en práctica cada una de las cosas que nos dice. Y todas esas cosas, no sólo con los pequeños, sino también con los grandes.

Y, por si fuera poco regalo haberlo descubierto, he conocido a Mónica y nos va a hablar de su libro en las Jornadas Incontro Romano de este fin de semana en Pamplona. Ya os contaré y ¡Enhorabuena Mónica!

2 comentarios:

Arnedo dijo...

Hola,

Qué bueno! Qué importante es la educación... es esencial, y parte importante de los males que tenemos y de nuestra incapacidad de superarlos...

Me ha gustado también la frase de Gertrud von LE FORT; te invito a leer otras en mi blog,

Un saludo,

Jose

http://josearnedo.blogspot.com

"Todos quieren tener opinión pero nadie quiere pensar."


"La evolución moral de occidente ha sido mucho menor que la material"
http://josearnedo.blogspot.com/2011/11/amin-maalouf-el-desajuste-del-mundo.html

Red Rose dijo...

Me gusta tu blog, tienes muy buenas ideas que ayudan a cosas tan cotidianas como es el hogar, la familia...Me hago seguidora y te invito si tu quieres a pasarte por mi blog de cocina.
Un saludo.
paprikaenlacocina.blogspot.com